Renault Trezor Concept, un tesoro con Z de Zero

Por GNaya , 03/10/2016

Fotos relacionadas

+ Ver todas las fotos

Novedades Salón París 2018
comparte:


Servicios

Zona Renault
Precios, pruebas, actualidad, portal de la marca.

Últimas Noticias

Renault Trezor Concept, un tesoro con Z de Zero
El fabricante automovilístico francés Renault se ha llevado al Salón de París este espectacular, futurista y ultra aerodinámico prototipo Trezor en el que basará sus modelos del futuro.

Al igual que ya hizo en su día con el Dezir, prototipo que maravilló al público asistente al Salón de París 2010, Renault ha aprovechado una nueva edición de su salón local para presentar al mundo este no menos espectacular Trezor Concept. Y no estamos hablando de un prototipo cualquiera, de un ‘concept’ más, sino que se trata de un pilar básico en la marca, pues los Renault del futuro tendrán a este coche como principal referencia en el plano estético.



El Renault Trezor Concept, GT biplaza propulsado por un motor eléctrico, preside el stand parisino de Renault con unas formas y unos números totalmente impactantes. Su techo es bajo de veras (1,08 metros), mientras una anchura considerable por encima de los dos metros le otorga un aspecto de lo más robusto y compacto, un coche diseñado para volar a ras de suelo sin despegarse ni un milímetro. En este sentido también suman las tomas de aire móviles del capó –en forma de paneles de abeja- que, además de permitir una refrigeración óptima para cada instante, hacen que el Trezor “respire y vibre”, según describe su orgulloso creador, Laurens van den Acker.



Como no podía ser de otra forma, su estructura está construida con la ultraligera y eficiente fibra de carbono. En sus 4,7 metros de longitud da cabida a dos baterías, una alojada en la parte delantera y otra atrás con el objetivo de optimizar el reparto de pesos en el coche.


El interior es de lo más futurista y en su habitáculo abundan las pantallas digitales. Resulta curiosa la solución que los diseñadores de la marca han pensado para el cuadro de instrumentos, el cual se alarga en forma de pantallas en ‘L invertida’ hasta conectar directamente con la consola central. La información que puede aportar estas pantallas puede ser funcional para facilitar datos de la conducción, o lúdica, pues el coche cuenta con un sistema de conducción autónoma, como todo buen prototipo futurista que se precie.



Finalmente, el encargado de dar propulsión a este GT deportivo biplaza es un motor eléctrico derivado del monoplaza con el que Renault se ha adjudicado ya dos títulos mundiales de la Fórmula E, capaz de ofrecer un empuje de 350 CV que le permiten dejar el 0 a 100 por debajo de los cuatro segundos.


· Te invitamos a echarle un vistazo a la galería completa de imágenes AQUÍ.