Cinco razones para achatarrar tu coche viejo

Por GNaya , 28/02/2017
Novedades Salón Ginebra 2017
comparte:



Últimas Noticias

Cinco razones para achatarrar tu coche viejo
La Asociación Madrileña de Distribuidores de Automóviles (AMDA) esgrime cinco sólidos argumentos para deshacerse de un automóvil de más de 12 años.

Después de la vivienda, la compra de un coche es la segunda adquisición más importante para una familia. En mayor o menor grado, pero sabemos que el desembolso es considerable, lo que a su vez hace que la decisión final suela requerir una larga meditación.


Si además estamos barajando la compra de un nuevo automóvil para sustituir otro con más de 12 años de antigüedad, existen una serie de razones de peso para animarnos a hacerlo. Desde la AMDA nos las resumen de la siguiente forma:


1) SEGURIDAD


Vale que cae de cajón, pero sin duda es el motivo más importante para animarnos a sustituir nuestro coche por uno nuevo y más seguro. A principios del pasado año, desde Tráfico se alertaba del progresivo aumento de la antigüedad media de los vehículos implicados en accidentes con víctimas mortales. En el caso de los turismos en los que viajaban las víctimas mortales, la edad media se ha situado en 13,6 años, cifra que evidencia la relación entre los años que tiene un vehículo y las probabilidades de sufrir un accidente.


2) MEDIO AMBIENTE


A buen seguro, un coche nuevo será más ecológico que uno con más de 12 años a sus espaldas. Con la contaminación de las grandes ciudades en pleno foco mediático, sabemos que las emisiones de los vehículos antiguos son más altas que las de los coches nuevos, cada vez más eficientes, con consumos más reducidos y menores niveles de emisiones.


3) AHORRO


Vale que aventurarse en la compra de un coche nuevo supone un desembolso inicial importante, además soportar el peso de las tediosas letras en caso de financiarlo. Sin embargo, a medio plazo nos debería suponer un ahorro con respecto a un automóvil de más de 12 años de antigüedad basándonos en su más que posible menor consumo, gasto en averías y mantenimiento. Además, muchas ciudades penalizan los coches más contaminantes al tiempo que se favorece a los coches más respetuosos con el medio ambiente permitiendo aparcar gratis o con tarifa reducida.


4) COMODIDAD


En comparación con los tres primeros puntos, la comodidad no es tan relevante, pero no cabe duda de que a un coche nuevo se le presuponen asientos más confortables, sistemas de asistencia al conductor, climatización… y otras ventajas que no tiene un coche antiguo. La vida del conductor y de los pasajeros de un vehículo nuevo es a todas luces más confortable.


5) CONECTIVIDAD


No nos pillará por sorpresa que el sector automovilístico está subido de lleno a la era de la conectividad. Las marcas lanzan al mercado las últimas novedades y estas llegan cargadas de las últimas tecnologías en materia de conectividad. Los más que extendidos sistemas de manos libres permiten mantener una con versación telefónica con total seguridad y sin tener que soltar las manos del volante, al tiempo que se puede acceder a las funcionalidades de nuestro Smartphone gracias a sistemas como el CarPlay de Apple o Android Auto de Google.