Novedades Aston Martin: nuevo DBS Superleggera Volante y Rapide E

Por Gonzalo Recio , 25/04/2019
Novedades Salón París 2018
comparte:



Últimas Noticias

Novedades Aston Martin: nuevo DBS Superleggera Volante y Rapide E
La marca británica Aston Martin presenta el descapotable más rápido de su historia, el DBS Superleggera, y su primer vehículo eléctrico, el Aston Martin Rapide E con más de 600 CV de potencia.


Con la idea de hacer disfrutar de las máximas sensaciones al conductor, Aston Martin ofrecerá desde el tercer trimestre del 2019 el nuevo DBS Superleggera Volante con un motor V12 5.2 biturbo de 715 CV de potencia. Este nuevo modelo promete unas prestaciones estratosféricas con una aceleración de 0 a 100 km/h en 3,6 segundos alcanzando una velocidad máxima de 339 km/h, la más alta hasta la fecha por el fabricante inglés en un descapotable.


Toda esa potencia y prestaciones son llevadas al asfalto a través de un eje de transmisión de fibra de carbono unido a una caja de cambios de la marca ZF de 8 velocidades preparada para soportar los 900 Nm de par que el motor es capaz de generar. Cuenta con un software específico y varios modos de conducción.


Para detener los 1.863 kg del DBS Superleggera Volante encontramos unos discos, de material cerámico en ambos ejes, de 410 mm y 360 mm en el tren delantero y trasero respectivamente. El peso está repartido de manera perfecta en proporción 50:50 y los neumáticos elegidos son unos Pirelli P Zero en llanta de 21 pulgadas y medidas 265/35 en la parte delantera y 305/30 en la trasera.


Pero, además de prestaciones, el Aston Martin DBS Superleggera Volante es capaz de proporcionar un alto grado de confort, con una capota de lona de 8 capas de material aislante y un modo “quiet” para que el sonido proveniente del escape sea más civilizado. El precio anunciado en Alemania (en nuestro país no hay todavía datos) es de 295.500 € y las primeras unidades serán entregadas a partir de septiembre.


Aston Martin Rapide E: Aston Martin se apunta a la electrificación

Con motivo del Auto Shanghái 2019, Aston Martin ha presentado el que es el primer vehículo eléctrico de su historia, el Rapide E. Esta nueva berlina ha sido desarrollada para cumplir los estándares de Aston Martin en materia de prestaciones y confort, contando con dos motores gemelos situados en el eje trasero que proporcionan una potencia máxima de 610 CV y 950 Nm de par máximo. Con dichos motores el Rapide E es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 4,2 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 249 km/h, prestaciones similares a las ofrecidas por el Tesla Model S 100D.


Una de las características más destacables es su batería de iones de litio de 5.600 celdas situada en el lugar que ocuparía el motor de combustión interna que funciona a 800 Voltios y cuenta con una capacidad de 65 kWh, suficiente para recorrer una distancia media de 320 km entre recargas. Para ello cuenta con un cargador de 400 V y 50 kW o uno específico de 100 kW que trabaja a 800 Voltios y permite cargar totalmente la batería en poco más de media hora. Para la carga en destino el Aston Martin Rapide E cuenta con un cargador a bordo que permite cargar el 100% en apenas 3 horas.


En Aston Martin han trabajado en uno de los puntos flacos de los vehículos eléctricos: la constancia en entrega de potencia máxima. Característica que se acentúa en un automóvil de corte deportivo. Como muestra anuncian que el Rapide E es capaz de dar una vuelta completa al exigente circuito de Nürburgring sin perder nada de rendimiento, ni de motor, ni de batería.