Las matriculaciones de turismos se atascan en febrero

Por TomásGM , 02/03/2017
Novedades Salón Ginebra 2018
comparte:



Últimas Noticias

Las matriculaciones de turismos se atascan en febrero
El número de matriculaciones de turismos aumentó solo en 0,2% respecto al mismo periodo de 2016. Los compradores lo achacan a la falta de un plan de estímulo.

En febrero la cifra de las matriculaciones de nuevos coches particulares fue de 97.796, lo que supone solo un 0,2% más que el mismo mes del año pasado. El descenso en el número de compradores así como el agotamiento de los fondos del Plan PIVE, consigue que la edad del parque automovilístico siga al alza y el mercado de automóviles se atasque.


Los propietarios de vehículos echan en falta un plan de estímulo que les anime a cambiar su viejo coche por uno nuevo. El mes pasado las estadísticas en la compra de turismos ya descendió un 0,1%, y este mes solo sube dos décimas por encima de febrero de 2016. En España circulan más de 7 millones de vehículos con más de 15 años, lo que provoca una media de edad de 12 años y que tiene un impacto directo sobre el medioambiente y la seguridad vial.


Adolfo Randulfe, director de comunicación de ANFAC, explica que el sector aqueja estos datos “desde hace meses, ha notado este mes de nuevo la falta de estímulos para sustituir coches viejos por otros nuevos más seguros y con menos consumo”. El mercado de alquileres también se resiente, aunque espera que para la temporada de Semana Santa vuelva a ascender sus cifras.


Por otra parte Juan Antonio Sánchez Torres, Presidente de Ganvam, llama la atención sobre otros condicionante como “la subida generalizada del precio de servicios básicos como el carburante o la factura de la luz, gas, teléfono... con la que arrancamos el año”, que explicaría “un sobreesfuerzo para el bolsillo”.


Concluye las declaraciones Jaume Roura, Presidente de la patronal de los concesionarios Faconauto, al afirmar que de seguir esta tendencia “esperamos sea la tónica de todo el ejercicio”. Además asegura que “el mercado que atienden los concesionarios ha tocado techo. Sin duda, la falta de un plan de renovación del parque no está haciendo aflorar compradores que, de existir dicho plan, se decidirían a cambiar su viejo coche por otro más eficiente y seguro”.